DE PELÍCULA! DIOS Y LA CIENCIA NO SE TOMAN VACACIONES

EN EL PRINCIPIO I

Dos películas de diferente origen y época han llamado mi atención este fin de año, porque coinciden en que ambas tocan el conflicto ciencia y religión, si bien lo hacen con distintas intensidades y enfoques. Una de ellas es una producción de la BBC del año 2004 y su título lo dice casi todo: Hawking. Protagonizada por un estupendo Benedict Cumberbatch, se centra en un momento especial del célebre astrofísico Stephen Hawking.  Curiosamente está por estrenarse en Argentina un film sobre el mismo científico titulada “La teoría del todo” que ha sido nominada para 5 Oscars.

HAWKING

hawking1La versión de la BBC que pude ver por el canal Film&arts, se enfoca en el año 1963, cuando Stephen de apenas 21 años debe presentar su tesis (una idea original”) para obtener el doctorado en Cambridge. Es precisamente en su fiesta de cumpleaños que comienza a manifestarse su enfermedad, la  esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Los primeros estudios le dan una perspectiva de apenas 2 años de vida. En esas circunstancias Stephen busca “su idea original” para presentar la tesis doctoral.

En esos momentos la teoría prevaleciente en la historia del Universo era la del “Estado estacionario”, según la cual el Universo no había tenido un principio, siempre había existido y siempre lo haría sin variar su masa ni su volumen. El principal sostén de esta teoría era el profesor Fred Hoyle quien conoce brevemente a Hawking. El gran maestro y el brillante pero ignoto estudiante se enfrascan en una breve discusión, a raiz de la sugerencia del segundo de que quizás el Universo podría haber tenido un comienzo. La respuesta de Hoyle es sorprendente: “La teoría de que el Universo tuviera un comienzo la llamé Big Bang porque es una caricatura de la ciencia. El papa apoyaría el Big Bang, porque si hubo un comienzo, antes del comienzo solo habría espacio para el Señor Todo Poderoso. La religión es el enemigo de la ciencia. Estamos en 1963 y Dios ha muerto. Aléjese de la caricatura del Big Bang son malas para usted”.

Si bien la respuesta de Hoyle podría calificarse de prejuiciosa, la teoría del estado estacionario se basaba en un modelo matemático que debía verificarse en sus consecuencias. Es decir no se basaba en juicios filosóficos, religiosos o sicológicos, sino matemáticos. Hawking destruye el modelo de Hoyle pues encuentra errores en los cálculos (memorable escena donde apenas puede manipular la tiza debido a su progresiva enfermedad) y anuncia su descubrimiento en una conferencia del mismo  Hoyle, lo que no lo ayuda a volverse muy popular entre los ámbitos más conservadores.

hawking writingPero una “tesis” debe generar una nueva teoría no destruir la preexistente. El proceso de creación de un modelo sustentable y matemático del Big Bang ocupa el resto del film y el director (Philip Martin) se las arregla para que lo vivamos con la intensidad de un poema sinfónico.

La película comienza en el año 1978, en una habitación de hotel en Estocolmo donde 2 físicos Arno Penzias y Robert Wilson, están siendo entrevistados acerca de su descubrimiento en la víspera de recibir el Premio Nobel de Física. El reportaje se va intercalando con la vida de Hawking, y en un crescendo emocional y comprensivo entedemos al final qué tienen que ver los premios nobel de 1978 con la teoría del Big Bang.

El film anuncia que si bien está basado en hechos reales tiene diálogos de ficción. No sé a cual pertenece el final, pero Stephen apoyado en su bastón, queda sólo mirando al cielo y dice “Can you hear me” (Puedes oirme).

HAWKING, PELÍCULA COMPLETA CON SUBTÍTULOS

Afortunadamente en YOUTUBE está la película completa:

https://www.youtube.com/watch?v=U_ytm34YVCU&spfreload=10

EN EL PRINCIPIO II – ORÍGENES

i-origins_nws2Se trata de un film estadounidense de producción independiente que se estrenó en el Festival de Cine de Sundance el 18 de enero de 2014. Recibió el Premio a la Mejor Película del Festival de Cine Fantástico de Sitges el 11 de octubre de 2014 e ignoro si se ha estrenado en salas en Argentina.

Los jóvenes actores me son totalmente desconocidos y recuerdo sólo el del protagonista Michel Pitt, porque pensé en un momento que podría estar relacionado con el célebre Brad Pitt. Pero no. Pitt interpreta aquí a un biólogo molecular que estudia la evolución del ojo humano. Obsesionado por fotografiar ojos, conoce a una joven en una fiesta de disfraces, a la que solo ve los ojos. Fascinado por ellos los fotografía una y otra vez. Se separan y luego se vuelven a encontrar luego de sucesos que oscilan entre el azar y la predestinación.  Se inicia una profunda relación amorosa, matizada por el amable “choque” entre una visión espiritual del mundo de ella y una científica de él.

Enfrascado en su laboratorio realiza mutaciones genéticas de gusanos para lograr un gusano sin ojos. Cuando le pregunta para qué hace eso, responde: Porque si lo logro habré demostrado que Dios no es necesario (Es decir demostraría por el camino inverso que los ojos, un órgano de extraordinaria complejidad, pueden ser producto de la evolución y mutación sin necesidad de un “Diseñador”).

Creo que esta definición de la personalidad “científica” es necesaria para el tejido dramático de la película, me resulta difícil entender que la causa de un científico sea demostrar la no existencia de Dios. Pero el drama necesita oponentes y una visión religiosa (trascendente) necesita un oponente “arreligioso”.

Una muerte trágica irrumpe en la trama del film. Varios años después Pitt descubrirá que en la India hay una persona con el mismo patrón de puntos de ojos que le habían fascinado en la fiesta. Eso era imposible. Un error. Se ve impulsado a viajar al otro lado del mundo para encontrarla. Allí en un contexto espiritual encontrará que aquella bella y poética frase “Los ojos son las ventanas del alma” no solo son una metáfora, sino una realidad comprobable y trascendente.

TRAILER DE LA PELÍCULA

Anuncios

Acerca de educavallo

Nací en la ciudad de Buenos Aires el 5 de mayo de 1952. Actualmente me desempeño como coordinador del area de computación del Colegio Bayard. También soy organista de la Iglesia Metodista.
Esta entrada fue publicada en ARTE y FE, CIENCIA Y FE y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s